Locación, Argentina, Pilar
+54 9 11 4949-3577
info@argenchinapilar.org

China y El Vaticano

China y El Vaticano

China y el Vaticano renovaron hoy su histórico acuerdo sobre el nombramiento de los obispos, pese a las advertencias de Estados Unidos, que denuncia la represión que según Washington sufren los católicos de China.

«China y el Vaticano han decidido, tras consultas amistosas, prolongar por dos años el acuerdo temporal sobre el nombramiento de obispos», dijo a la prensa el vocero del ministerio de Relaciones Exteriores, Zhao Lijan.

«Tras expirar la vigencia del Acuerdo Provisional entre la Santa Sede y la República Popular China sobre el nombramiento de obispos (…) las dos partes acordaron extender la fase de implementación experimental del acuerdo por otros dos años», reza la nota.

Pekín y el Vaticano firmaron en septiembre de 2018 un acuerdo provisiona y renovable en octubre de 2020 que deseaba poner fin a cerca de 70 años de tensiones por la espinosa cuestión del nombramiento de los obispos.

Al confirmar este acercamiento con China, la Santa Sede ignora las críticas de Estados Unidos, que le había pedido no renovar ese acuerdo bilateral.

«El acuerdo entre China y el Vaticano no ha protegido a los católicos ante las acciones del Partido» comunista chino, denunció el mes pasado el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo.

En su nota oficial, el Vaticano dijo que «pretende continuar el diálogo abierto y constructivo para promover la vida de la Iglesia Católica y el bien del pueblo chino», una respuesta indirecta a las críticas de Washington.

Justo antes de la renovación del acuerdo con Pekín, la mano derecha del papa Francisco, el cardenal Pietro Parolin, declaró a la prensa el miércoles estar «contento» por ello.

«Desde luego, hay numerosos problemas que el acuerdo no intentaba resolver» aseguró, aunque rehusó hablar de «persecuciones» contra los católicos chinos.

Iglesias «subterránea» y oficial

Los 12 millones de católicos de China están desgarrados entre una iglesia clandestina, llamada «subterránea», que solo reconoce la autoridad del papa, y la iglesia «oficial», sometida al régimen.

En virtud del acuerdo de 2018, el papa Francisco reconoció a ocho obispos nombrados por Pekín sin su aprobación y las autoridades chinas reconocieron a su vez a dos ex obispos de esta iglesia su “Tras expirar la vigencia del Acuerdo Provisional entre la Santa Sede y la República Popular China sobre el nombramiento de obispos (…) las dos partes acordaron extender la fase de implementación experimental del acuerdo por otros dos años», reza la nota.

El «sueño» de ir a China

Pese a esta complicada situación, el papa quiere restablecer las relaciones con el régimen comunista, rotas en 1951, y ha expresado el «sueño» de viajar al gigante asiático, al que el catolicismo llegó en el siglo XVI, gracias fundamentalmente a misioneros jesuitas, la misma orden del papa.

China y el Vaticano «seguirán hablando (…) y haciendo avanzar el proceso de mejorar sus relaciones», dijo Zhao. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *